1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. Top 10 créditos baratos: accede al que más te convenga

Top 10 créditos baratos: accede al que más te convenga

top 10 créditos

Los créditos rápidos son una solución para momentos puntuales. Es posible disponer del dinero en pocos minutos o en una o dos horas, dependiendo del banco con el que trabaja la entidad prestamista y del banco al que pertenece la cuenta bancaria que debe indicar el solicitante. Los intereses de estos créditos no son más elevados que los de algunos bancos, y ofrecen más facilidades para acceder a ellos que una entidad bancaria; también son más rápidos en aceptar o denegar las operaciones y en ingresar el dinero del crédito. Sin embargo, se ha de tener en cuenta que el dinero debe devolverse en un corto plazo de tiempo, 30 días dependiendo de la cantidad solicitada.

La cantidad que se puede conseguir con un crédito rápido dependerá de los ingresos y gastos fijos del solicitante, también de si es un cliente recurrente. Por lo general, cuando se es nuevo cliente, la empresa prestamista ofrece una cantidad no muy elevada; posteriormente, cuando ya se es un cliente recurrente y no ha habido incidencias en los pagos, las empresas ponen más dinero a disposición de su cliente. El interés que se paga por este tipo de créditos dependerá de la empresa prestamista, pero por lo general es de una media de un euro al día.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.5 (Número de puntuaciones: 16)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Luna Credit
Puntuación: 4 (Número de puntuaciones: 1)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Créditos baratos

Vivus. No cobran intereses por el primer préstamo. Ofrecen desde 50 a 1.000 euros, dependiendo de los ingresos del solicitante. Así, un crédito por 300 euros no tendría ningún coste la primera vez, la siguiente vez se deberán devolver 390 euros. El plazo de tiempo para devolver el préstamo es de 7 a 30 días, pero se puede devolver antes de que venza el plazo o solicitar una prórroga en el caso de no poder pagar. La prórroga debe ser solicitada antes de que venza el plazo.

El solicitante deberá tener entre 21 y 75 años y residencia española, no es necesaria nómina pero sí ingresos suficientes. No aceptan a personas que se encuentran incluidas en un fichero de morosos. El dinero es ingresado en 15 minutos si la cuenta del solicitante es de La Caixa, Santander, Bankia, ING, BBVA o Bankinter.

Dineo. El primer préstamo sin intereses. De 50 a 300 euros a devolver en un plazo de tiempo de entre 5 y 30 días. Se puede devolver antes del vencimiento del crédito o solicitar una prórroga. Dineo colabora con el Santander, pero también es posible retirar el dinero en cualquiera de las tiendas Dineo-Cash Converter que se pueden encontrar en muchos lugares de España. El solicitante deberá tener una edad de entre 18 y 75 años, no estar en una lista de morosos y tener ingresos.

Ferratum. Primer crédito sin intereses, cantidad de 50 a 500 euros a devolver entre 5 y 30 días. El solicitante deberá tener una edad entre 25 y 70 años y no estar en ASNEF, también deberá contar con ingresos suficientes para hacer frente a la deuda. Es posible pagar el préstamo antes de que venza el plazo, pero se pagará el mismo importe acordado, no hacen descuentos por pagar antes.

Ccloan. Sin intereses el primer crédito. La cantidad concedida será desde 50 a 300 euros a devolver entre 5 y 30 días. El solicitante deberá tener entre 21 y 75 años y percibir unos ingresos suficientes. No acepta ASNEF. Los bancos con los que trabajan son Santander, La Caixa, ING y Banc Sabadell. Es posible pedir una prórroga para la devolución del crédito.

Viaconto. No se pagan intereses si se es un nuevo cliente. La edad del solicitante deberá ser de entre 21 y 65 años, y deberá tener ingresos mensuales, aunque no provengan de una nómina. El dinero prestado será de entre 50 y 300 euros a devolver en un plazo de entre 7 y 30 días. No acepta ASNEF. Los bancos con los que trabaja Viaconto son La Caixa, BBVA, ING y Bankia.

CreditoZen. Sin costes el primer préstamo. El solicitante deberá tener entre 21 y 65 años, podrá pedir una cantidad de entre 50 y 300 euros a devolver entre 5 y 30 días. Se le solicitarán datos personales, como información sobre la empresa en la que trabaja.

Wandoo. Primer préstamo sin costes. Edad del solicitante, entre 20 y 71 años. Podrá  pedir una cantidad de entre 50 y 300 euros a devolver entre 7 y 30 días. No deberá estar en ASNEF y deberá contar con ingresos recurrentes y demostrables. Es posible pedir una prórroga, que tendrá un coste dependiendo de los días que se va a posponer el pago. Dicha prórroga se podrá solicitar todas las veces necesarias, con una extensión máxima de 11 meses desde que venció el primer plazo. Los bancos con los que trabajan son Santander, ING, La Caixa, Banc Sabadell y Bankinter.

Cofidis. Créditos desde 500 hasta 4.000 euros a devolver hasta en 42 meses, dependiendo de la cantidad prestada. No acepta ASNEF. El solicitante debe ser mayor de edad y contar con una nómina, pensión o justificante de ingresos.

Savso. El primer crédito tendrá una cuantía máxima de 300 euros. Posteriormente, si se ha devuelto sin incidencias, la cantidad aumentará hasta 900 euros. El crédito se devuelve en plazos semanales de 13 a 26 semanas, sin que se tenga que devolver todo de una vez. Si una semana no se puede hacer frente a la deuda, Savso esperará 48 horas, pasado este plazo de tiempo, cobrará una cantidad adicional de 20 euros.

Banco Cetelem. Ofrece varios tipos de productos financieros, incluidos tarjetas de crédito con un importe máximo de 3.000 euros o préstamos por cantidades superiores.