1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. ¿Son legales los intereses de demora de algunos microcréditos?

¿Son legales los intereses de demora de algunos microcréditos?

Los intereses de demora son la cantidad que se acuerda pagar en caso de que se llegue a un impago en los plazos fijados en el contrato de un instrumento financiero, como el que nos ocupa en este caso, un microcrédito. Son vistos como un instrumento compensatorio por el perjuicio que le provoca a la entidad financiera el impago de un microcrédito y solo están establecidos en los contratos de dinero.

Los microcréditos son un caso particular porque, al ser préstamos de pequeñas cuantías, no quedan cubiertos por las leyes que regulan los créditos al consumo tradicionales. Lo único que regula estos créditos es el contrato que se firma entre el solicitante y la entidad crediticia.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 4 (Número de puntuaciones: 21)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.6 (Número de puntuaciones: 17)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Luna Credit
Puntuación: 4.5 (Número de puntuaciones: 2)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Al ser un contrato firmado entre ambas partes, es el único instrumento que regula y establece cuáles serán los intereses que se apliquen ante un impago. Es necesario poner mucha atención a cuál es el tipo de interés que se está contratando para evitar sorpresas inesperadas. Si no se ha determinado en el contrato la cláusula de los intereses de demora, el interés que se tendrá en cuenta es el interés legal establecido junto con la deuda contraída.

¿Cuándo los intereses de demora son considerados ilegales?

En caso de un impago de un microcrédito o de cualquier otro instrumento financiero, serán aplicados los intereses de demora pactados en el contrato. Estos serán aplicados de acuerdo al tipo de préstamo, de la cantidad solicitada y de los días de retraso en la devolución del dinero.

Cuando estos tipos de préstamos se volvieron populares en el año 2000, las entidades crediticias aplicaban unos 8 puntos porcentuales por encima de la remuneración del crédito, lo que se consideraba abusivo e ilegal. Después de muchos casos de denuncias y demandas, el 8 de septiembre del 2015, el Tribunal Supremo dictó una sentencia que indicaba que los intereses de demora no pueden ser superiores a dos puntos sobre el interés remuneratorio.

Un ejemplo práctico sería que, si contratamos un microcrédito con un 16% de TAE, el interés de demora no puede ser superior a un 18% de la mensualidad. Un interés superior puede ser considerado abusivo y, por tanto, reclamable judicialmente. Si se diera el caso de tener un contrato con intereses de demora abusivos, la sentencia del Tribunal Supremo indica que la cláusula podrá ser suprimida del contrato y la entidad solo podrá cobrar los intereses remuneratorios.

¿Desde cuándo comienzan a calcularse los intereses de demora?

La mayoría de los contratos establece que los intereses de demora comienzan a calcularse desde el momento en que se hace efectivo el retraso de un microcrédito. Estos intereses se calculan de acuerdo a los días de atraso, por lo tanto, comienzan a correr al otro día del vencimiento de un pago. Si has contratado un microcrédito con plazos de devolución cortos, los intereses de demora se comienzan a calcular el día siguiente de la fecha de vencimiento del instrumento financiero.

Los intereses de demora no deben ser confundidos con el interés remuneratorio. El interés remuneratorio es aplicado sobre la deuda y es equivalente al precio que se paga por la cantidad del microcrédito junto con el interés de demora.

¿Qué hacer si detectas en tu contrato de microcrédito intereses de demora abusivos?

Si el interés de demora que aparece en el contrato de tu microcrédito es superior a los dos puntos de interés, puedes reclamar la nulidad de la cláusula para que la entidad financiera elimine estos intereses. Este es el proceso que debes seguir:

  • Realizar la solicitud por escrito a la entidad donde se le solicite la nulidad de la cláusula de los intereses de demora. Para hacer esta solicitud es necesario apoyarse en la sentencia del Tribunal Supremo del 8 de septiembre de 2.015

Si la entidad crediticia hace caso omiso, el paso siguiente es:

  • Se puede proceder a realizar la reclamación ante el defensor del cliente de la entidad financiera

Si la respuesta no te satisface:

  • Se debe realizar el reclamo ante el Departamento de Conducta de Mercado y Reclamaciones del Banco de España
  • La última opción es acudir a los tribunales

Si no puedes pagar un microcrédito, ¿cuáles son las opciones?

Si no puedes pagar el microcrédito en le plazo acordado, puedes usar la cláusula de prórroga con la que cuentan la mayoría de las entidades financieras. Debes solicitarla antes de que termine el plazo establecido y sin caer en el impago.

Será necesario sufragar una cantidad que correspondería a los intereses y a los gastos por gestión para no entrar en mora. En caso de que se venza el plazo y la prórroga no sea solicitada, los intereses de demora se comenzarán a calcular al día siguiente del vencimiento y a estos se le pueden sumar los costes por reclamación.

El precio de la prórroga no tiene nada que ver con los intereses de demora, pero para no incurrir en morosidad y ver incrementada la deuda, lo más recomendable es sufragar esta cantidad y regularizar la situación con la entidad financiera.