1. Crediteria.es
  2. >
  3. Info para deudores
  4. >
  5. ¿Puedo solicitar un crédito rápido sin nómina y con ASNEF?

¿Puedo solicitar un crédito rápido sin nómina y con ASNEF?

Sí, es posible solicitar un crédito rápido sin tener una nómina y estando en ASNEF. Sin embargo, para ello se deben cumplir una serie de condiciones. Las entidades que conceden créditos rápidos sin nómina y estando en ASNEF son las empresas prestamistas de capital privado; las entidades bancarias, por lo general, no conceden este tipo de créditos y tampoco otros a personas que no cuentan con una nómina o que están incluidas en una lista de morosos.

Para solicitar un crédito rápido sin nómina y con ASNEF es necesario percibir unos ingresos regulares, sin importar si son a través de una pensión, beca, arrendamiento, ayudas sociales, el paro u otra procedencia, mientras se perciba el suficiente dinero como para hacer frente a la deuda sin sobrepasar el límite de la capacidad de endeudamiento.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 4 (Número de puntuaciones: 21)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Requisitos, condiciones, opiniones… ¡Todo sobre Sol Crédito!
Puntuación: 4.2 (Número de puntuaciones: 17)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Wandoo: su transparencia es su mayor fuerza
Puntuación: 4.3 (Número de puntuaciones: 15)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Las empresas de capital privado que conceden créditos rápidos a personas cuyos datos se encuentran en la lista ASNEF, ponen algunas condiciones para ello, dependerá de cada empresa prestamista. Algunas establecen un límite en la deuda que ha dado lugar a la inclusión en esta lista, y también, generalmente, no concederán créditos rápidos a aquellas personas cuya deuda haya sido contraída con un banco o con otra empresa prestamista.

Requisitos para solicitar un crédito rápido sin nómina y con ASNEF

  • Ser mayor de edad, para algunas empresas prestamistas de capital privado la mayoría de edad financiera es a los 21 años, para otras los 18 años. También, algunas de estas empresas, tienen créditos especiales para estudiantes.
  • No sobrepasar el límite de edad que establece la empresa para poder conceder un crédito.
  • Ser titular de una cuenta bancaria perteneciente a un banco ubicado en territorio español. A esa cuenta llegará el dinero del crédito, la rapidez con la que se va a poder disponer del dinero dependerá de si el banco con el que trabaja la empresa prestamista es el mismo en el que el solicitante tiene su cuenta bancaria. Si es así, en la mayoría de empresas prestamistas, el dinero estará disponible el mismo día en el que la solicitud ha sido aprobada. En caso contrario, puede tardar 24 horas en llegar y dos días si la solicitud se ha hecho un viernes o en vísperas de un día festivo.
  • Residir en España de manera permanente. En el caso de las personas extranjeras, se les solicitará documentación que lo demuestre, esta documentación puede ser el certificado de empadronamiento, recibos de servicios u otro documento que la empresa prestamista considere necesario.
  • Facilitar un número de teléfono y, dependiendo de la empresa prestamista, una dirección de correo electrónico.
  • Percibir unos ingresos regulares, aunque no sean a través de una nómina, pero sí deben ser suficientes para hacer frente a la deuda sin sobrepasar el límite de la capacidad de endeudamiento del solicitante. La capacidad de endeudamiento se refiere al dinero con el que cuenta cada persona después de haber hecho frente a los gastos fijos que tiene durante el mes, estos se restan del dinero que percibe mensualmente y el pago del crédito rápido no debe superar el 35 ó 40% del dinero sobrante.
  • En el caso de estar en ASNEF, cada empresa prestamista tiene sus criterios para aceptar o rechazar la solicitud. Si una empresa rechaza la solicitud, es posible probar con otras.
  • Saber la cantidad exacta de dinero que se necesita. Nunca se debe pedir prestado más dinero del que es necesario, pues este tipo de créditos ha de ser devuelto en pocos días, generalmente en 30 días dependiendo de la cantidad. Cuanto más dinero se pida más intereses se pagarán y más difícil será devolverlo en poco tiempo.
  • El dinero que va a prestar la empresa de capital privado dependerá de los ingresos del solicitante, si una empresa no presta todo el dinero solicitado, se puede probar con otras.
  • Hacer un uso responsable de los créditos rápidos. Este tipo de productos se crearon para hacer frente a situaciones puntuales, si la empresa prestamista detecta que su cliente pide varios créditos rápidos como una forma de financiación regular, puede denegarle el préstamo.
  • Autorizar a la empresa prestamista a que consulte el historial financiero y crediticio del solicitante. Lo harán a través de la banca online o pidiendo un extracto bancario. En cualquier caso, la empresa no podrá acceder a las claves de su cliente ni operar a través de su cuenta bancaria.
  • Tener la seguridad de que se va a poder devolver el dinero en el plazo de tiempo acordado. Aunque la vida es cambiante y siempre puede haber imprevistos, es importante poder devolver el crédito rápido en el tiempo acordado. No pagar una deuda puede acarrear varios problemas, si se trata de una deuda contraída por un producto financiero, posiblemente no se podrán pedir más créditos. En el caso de no poder devolver el dinero en el plazo de tiempo acordado, es necesario contactar con la empresa prestamista antes de que venza el plazo y solicitar un aplazamiento. Algunas empresas de capital privado no conceden aplazamientos, sin embargo, es imprescindible contactar con ellas aunque no tengan esta condición entre sus acuerdos, pues buscarán una solución para que su cliente pueda pagar.
  • Leer atentamente y comprender a la perfección todas las cláusulas que se van a acordar antes de aceptar el crédito rápido.