1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. ¿Puedo recibir el dinero este sábado?

¿Puedo recibir el dinero este sábado?

La disponibilidad de un crédito es una de las cuestiones que más interés despierta entre las personas que acuden a solicitarlo.

La dilación en el tiempo, los trámites previos a su concesión y, en definitiva, la espera, es una de las cuestiones fundamentales que nos planteamos todos los que acudimos a solicitar un crédito en un momento dado.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.3 (Número de puntuaciones: 15)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Si bien es cierto que actualmente no se requieren los numerosos trámites que se exigían antaño para que la entidad crediticia nos facilite una cierta cantidad de dinero, numerosas financieras nos agilizan aún más esta tarea.

En la actualidad, ya no es necesaria la realización de infinidad de trámites previos para poder disponer de la cantidad que necesitamos, sino que la supresión del papeleo y la burocracia nos permite ahorrar tiempo y abreviar este proceso.

A pesar de este gran avance, no debemos olvidar que el consumidor no dispone en los días laborables del tiempo necesario para sopesar con claridad acerca de las ventajas e inconvenientes de este instrumento financiero. El gran número de horas de trabajo, la dedicación a la familia y su conciliación con otras actividades hacen que la toma de decisiones en esta materia pueda resultar precipitada.

Por otro lado, el fin de semana ofrece la serenidad necesaria así como el tiempo prudencial para una mejor toma de decisiones por parte de los que necesitan liquidez inmediata, es decir, el interés por solicitar créditos el sábado se convierte en una realidad.

Frente a aquellas entidades que tramitan la solicitud y concesión de créditos durante el horario de oficina, otras muchas ofrecen a todo consumidor que sufra un imprevisto cubrir sus necesidades económicas y disfrutar de una rápida liquidez durante el día del sábado. De este modo, se permite al usuario que goce de un mayor tiempo de reflexión para poder tomar decisiones financieras y analizar si la opción escogida se adapta realmente a sus necesidades en el caso concreto.

Desafortunadamente, la mayor parte de los trámites financieros deberían esperar a que llegase el lunes para ser resueltos e incluso para entonces tampoco tendríamos la certeza de que nos van a conceder finalmente la cantidad que demandamos o siquiera el gestor va a dar el trámite con la celeridad necesaria.

Ante esta nueva necesidad del mercado, entidades de reciente creación nacen con la intención de suplir esta insuficiencia, tramitando la solicitud de créditos realizados durante el sábado y facilitando la cantidad de que se trate en escasos minutos. ¡Con los créditos online es posible!

Como puede observarse, las ventajas son muy atractivas. Ante una situación extrema o cualquier tipo de urgencia que no admita demora sin perjuicio grave, hay entidades que ofrecen la posibilidad no sólo de solicitar, sino de disfrutar de forma real de liquidez durante el fin de semana.  

Así, si a lo largo del fin de semana sufrimos una repentina avería en casa o se nos estropea el coche, por ejemplo, podemos tener disponible la cantidad de dinero necesaria sin esperar a que llegue el lunes para solventarlo.

¿Cuáles son los pasos a seguir?

Al tratarse de créditos más sencillos y con el fin de darles trámite de una manera digital vía Internet, la manera de obtener dinero rápido consistiría en rellenar un formulario de solicitud con los datos correspondientes. De esta forma, lo único que se requiere es poder disponer de un móvil, un ordenador, una tablet o cualquier dispositivo electrónico que permita la conexión a Internet. Tan sencillo como eso.

Se trata de seguir la tendencia actual que consiste en que el usuario en ningún momento tenga que desplazarse a la oficina bancaria ni a ninguna entidad privada para cumplimentar los trámites previos a la obtención del crédito. El cliente podrá completar todo este proceso desde casa, evitando incomodidades y esperas innecesarias.

Una vez que hayas introducido tus datos personales y aportado la documentación necesaria, elegirás la cantidad que te urge tener ingresada en tu cuenta y el número de plazos en los que vas a proceder a su devolución. Una de las preocupaciones más recurrentes a la hora de solicitar un crédito suele ser la flexibilidad de los plazos en los que debes devolver la suma entregada. Lo ideal es la concesión de créditos con plazos flexibles y negociables de devolución.

El crédito comparte con el préstamo su naturaleza de operación financiera en virtud de la cual una entidad entrega a otra persona cierta cantidad de dinero con la condición de que esta última la devuelva junto con los intereses convenidos por las partes en un plazo determinado.

A diferencia del préstamo, el crédito admite la posibilidad de que el cliente elija disponer o no la de totalidad de la cuantía prestada, esto es, puede optar por disponer del total del dinero o de una parte de éste que el solicitante desee. El pago de intereses únicamente se va a exigir con respecto a la cantidad de dinero de la que se haya dispuesto.

El último requisito, al igual que sucedería en el caso del préstamo, consistiría en la firma del contrato de crédito.