1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. Préstamo rápido o crédito rápido: ¿son iguales?

Préstamo rápido o crédito rápido: ¿son iguales?

prestamo o credito

Los créditos y préstamos rápidos son productos financieros que las empresas de capital privado ponen a disposición de sus clientes. Se diferencian de los créditos y préstamos ofrecidos por las entidades bancarias en que, en el caso de las entidades de capital privado, el dinero puede ser recibido en pocos minutos y en su totalidad, sin necesidad de muchos requisitos dependiendo de la empresa de capital privado y sin dar explicaciones de para qué se necesita el dinero.

¿Banco o entidad privada?

Sin embargo, también existe otra diferencia a tener en cuenta, y es que las cantidades de dinero prestadas en ocasiones son muy inferiores a las que prestaría un banco, los intereses a pagar a las empresas privadas de préstamo son más elevados, dado el riesgo que corren por posibles impagos, y que el dinero ha de ser devuelto en un plazo corto de tiempo, en ocasiones días o un mes. Dependiendo de la cantidad prestada y el tipo de cliente, es posible pagar a través de cuotas mensuales, aunque nunca serán tan extensas como las que se pactarían con un banco.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.3 (Número de puntuaciones: 15)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Cada entidad tiene sus ventajas. Solicitar dinero a un banco puede resultar más barato, pero puede llevar más tiempo y dificultades ya que, conceden préstamos y créditos a clientes cuya solvencia puedan demostrar a través de nóminas, si además tienen propiedades les será más fácil acceder a sus productos financieros.

Sin embargo, los bancos no conceden créditos ni préstamos a personas que estén incluidas en una lista de morosos, y muchas empresas de capital privado sí los conceden, siempre y cuando la deuda no haya sido contraída por ningún producto financiero de ningún tipo de entidad y no sea superior a una cantidad estipulada por ellos. Para algunas empresas, la cantidad máxima que pudo dar lugar a la deuda es de 1.000 euros, otras establecen hasta un máximo de 2.500 euros.

Asimismo, se ha de considerar la cantidad de dinero que es necesario pedir. Es recomendable no solicitar más dinero del que se necesita, ya que esa cantidad deberá ser devuelta junto con los intereses que devengue, por lo que, a más cantidad, más intereses.

Los bancos prestan dinero, por lo general, a partir de una cantidad de 1.000 euros, sin embargo, las empresas de capital privado lo hacen a partir de 50 euros, incluso algunas prestan menos dinero. Eso sí, se ha de tener en cuenta que cuando las cantidades prestadas son pequeñas el tiempo de devolución también es corto, pudiendo ser un máximo de 30 días, y que, junto a ella, se ha de pagar el interés pactado.

Diferencia entre préstamo y crédito

Un préstamo y un crédito son productos financieros distintos. En el momento de solicitar dinero a una entidad, es necesario tener en cuenta qué tipo de producto necesitamos y qué condiciones son las mejores para cada situación en concreto.

El préstamo. Se trata de una cantidad de dinero que una entidad financiera, ya sea un banco o una empresa de capital privado, presta a su cliente. Este dinero es entregado en su totalidad y suele ser empleado para gastos elevados, como puede ser la compra de un vehículo o la realización de un proyecto en el caso de las personas emprendedoras.

Los intereses se fijan sobre la totalidad del dinero prestado y es devuelto en cuotas mensuales. Al solicitar un préstamo al banco, será necesario exponer para qué se va a utilizar el dinero, mientras que, generalmente, las empresas de capital privado no piden explicaciones sobre el destino de la cantidad prestada.

Sin embargo, el interés es más elevado con las empresas privadas y el tiempo de devolución más corto, aunque, en contrapartida, es más fácil acceder a un préstamo con una entidad privada que con un banco, ya que las primeras solicitan menos requisitos para prestar dinero.

El crédito. Un crédito es una cantidad de dinero, inferior a la que se concede con un préstamo, que una entidad financiera pone a disposición de sus clientes. Los intereses son calculados en base al dinero que se utiliza, pero son más elevados que los que se estipulan en el préstamo. La cantidad de dinero concedida en el crédito puede ser utilizada o no, en el caso de las empresas de capital privado pueden conceder una cantidad de dinero y el cliente solo solicitar una pequeña parte de ese dinero; de ese modo, únicamente pagará los intereses de la cantidad que le ha sido prestada.

Los bancos, y también algunas empresas de capital privado, cuentan con tarjetas de crédito que ponen a disposición de sus clientes para que dispongan de dinero en el momento en el que lo necesiten. Por lo general, las tarjetas de crédito tienen dos tipos de intereses, uno se paga por el dinero utilizado y el otro, menor, por el hecho de disponer de una cantidad de dinero en concreto. También se deben pagar las comisiones de mantenimiento.

Créditos y préstamos rápidos. Son cantidades de dinero que las empresas de capital privado ponen a disposición de sus clientes. El dinero puede ser recibido en la cuenta bancaria del cliente a los pocos minutos u horas, siempre teniendo en cuenta si la entidad bancaria con la que trabaja la empresa prestamista es la misma a la que pertenece la cuenta bancaria del cliente, de la que debe ser titular para solicitar un crédito o préstamo.

Del mismo modo que el dinero se recibe con rapidez, también es necesario devolverlo en un plazo corto de tiempo, que se estipulará en base a la cantidad y el tipo de producto financiero concedido.