1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. Paso a paso: descubre cómo pedir un préstamo rápido

Paso a paso: descubre cómo pedir un préstamo rápido

prestamos faciles

Gracias a los minicréditos online, las trabas para conseguir financiación se han reducido al mínimo. En este artículo, explicamos cuáles son los pasos a seguir para solicitar un préstamo rápido en cualquiera de las empresas financieras online que los conceden y las ventajas de elegir este método para obtener liquidez.

Al solicitar un préstamo rápido por Internet, el tiempo de espera para saber si nos lo conceden es infinitamente inferior al de un banco, ya que en 10-15 minutos podremos saber si nuestro préstamo ha sido concedido. Una vez otorgado, podremos tenerlo ingresado en nuestra cuenta bancaria en tan sólo 15 minutos.  

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 4 (Número de puntuaciones: 20)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.6 (Número de puntuaciones: 17)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Luna Credit
Puntuación: 4.5 (Número de puntuaciones: 2)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

Se trata de un sistema de financiación que no sólo es rápido sino efectivo, ya que solicitar un préstamo rápido apenas conlleva papeleos.

Cuatro sencillos pasos de solicitud

Para poder recibir dinero de forma urgente a través de las financieras online, sólo hay que realizar cuatro sencillos pasos: entrar en la web de la entidad a través de un ordenador o dispositivo móvil, seleccionar la cantidad de dinero que necesitamos, rellenar el formulario de solicitud del préstamo con los datos personales requeridos y esperar a recibir una respuesta de aprobación o no en cuestión de minutos.

Normalmente recibiremos un email y un SMS de confirmación del préstamo al instante y el dinero se nos transferirá en ese mismo momento.

A continuación, detallamos los cuatro pasos básicos que hay que seguir y lo que conlleva cada uno de ellos:

  1. Elegir la cantidad y el plazo de devolución preferido del préstamo en la web de la entidad.
  2. Rellenar el formulario online: este paso es imprescindible, ya que sin una serie de datos personales básicos será imposible recibir el dinero solicitado. Entre la información requerida figuran el nombre, los datos de contacto o el número de cuenta bancaria del usuario, donde se recibirá el importe del crédito.
  3. Verificación: tras el envío de los datos por parte del usuario, será necesario cotejar la veracidad de la información aportada. Para ello, se facilitará un código de identificación por SMS y se requerirá el escaneo de ciertos documentos a modo de fotocopia.
  4. Recepción del dinero en la cuenta: si todo va bien en 15 minutos estará completado todo el proceso. Para entonces, el dinero ya estará depositado en la cuenta bancaria y se podrá hacer uso de él para lo que queramos.

El plazo de devolución de los préstamos rápidos también es muy flexible. El mínimo es de 1 día desde el momento de la recepción del dinero en cuenta y el máximo suele ser de 30 días. Además, hay una gran variedad de opciones que permiten adecuar la devolución a la situación de liquidez de cada persona.

¿Por qué interesa un préstamo rápido?

Hasta hace poco un préstamo rápido se concedía en el transcurso de varios días y era otorgado exclusivamente por los bancos tradicionales, que lo siguen ofreciendo con las mismas condiciones de acceso y de contratación.

Sin embargo, en la era de Internet, a ese tipo de créditos ya no se les puede llamar “rápidos”. Ahora existe otra vía de financiación que les ha sobrepasado, la de los préstamos inmediatos online y al instante.

Se trata de una auténtica revolución económica que no sólo se ha producido gracias a Internet sino también a los sistemas informáticos de verificación, que permiten procesar automáticamente los datos facilitados por el usuario de forma segura. Así, pedir un préstamo rápido es totalmente seguro, puesto que todos los envíos de datos están encriptados con el método SSL, el más avanzado del momento (es el que también utilizan los comercios online o la banca virtual).

Entre otras ventajas principales que conceden los créditos rápidos online destacan:

  • Que es una financiación para todos: Todas las personas que sean mayores de edad y que acrediten algunos ingresos, independientemente de su origen, son óptimas para solicitar un crédito rápido online. Incluso, este tipo de financiación abre la puerta a colectivos que hasta ahora la tenían cerrada, como los préstamos y créditos para personas sin nómina ni aval, para pensionistas o desempleados y para quienes figuran en registros de morosos como ASNEF.
  • Comodidad: ya no es necesario desplazarse a ninguna oficina para tramitar un crédito personal. Ahora se puede realizar desde cualquier dispositivo con conexión a Internet (PC, smarphone o tableta).
  • Disponibilidad siempre: la mayoría de las financieras online están disponibles las 24 horas del día durante todos los días del año, por lo que cualquier momento es bueno para tramitar una solicitud de crédito.

En España, la legislación que ampara estos créditos rápidos y minicréditos es la Ley 22/2007, de 11 de julio, de Comercialización a Distancia de Servicios Financieros Destinados a los Consumidores, y la Ley 16/2011, de 24 de junio, de Contratos de Créditos al Consumo. El prestamista debe ponerlas a nuestra disposición con la antelación suficiente y previamente a la solicitud del préstamo.