1. Crediteria.es
  2. >
  3. ¿Son más caros los préstamos sin nómina?

¿Son más caros los préstamos sin nómina?

Los préstamos sin nómina son aquellos en los que se puede obtener un capital determinado de dinero sin necesidad de demostrar ingresos por nómina o de presentar ninguna garantía o aval. Para poder optar por un préstamo sin nómina, solo será necesario tener ingresos regulares, justificables y suficientes para hacer frente a los pagos del préstamo.

¿Cómo deben ser los ingresos para poder optar a un préstamo sin nómina?

Los ingresos regulares que exigen las entidades financieras, deben tener las siguientes características:

– Ingresos periódicos y regulares en el tiempo. Es decir, que puedas evidenciar a la entidad financiera que recibirás ingresos mensualmente durante el tiempo que el dinero esté en tu poder

– Ser justificables. Con esto lo que se busca es que los ingresos sean de fuentes legales. Para demostrarlo, será suficiente con presentar la declaración de la renta o del IVA, la pensión o la prestación por desempleo

– Ser suficientes. La cantidad de dinero que se percibe debe ser suficiente como para poder cumplir con los pagos puntualmente, sin que ello impida pagar otras obligaciones financieras. Una forma de calcularlo es que las cuotas no excedan del 35% de los ingresos mensuales

En los casos de los autónomos, pensionistas o personas que cobran prestación por desempleo, sus ingresos pueden considerarse alternativos a la nómina, porque cumplen con las características explicadas anteriormente y que son necesarias para que un préstamo sin nómina sea aprobado sin ningún problema.

¿Qué tipos de préstamos sin nómina hay en el mercado?

De acuerdo a la gran variedad que hay en el mercado, hay varios tipos de préstamos sin nómina:

Minicréditos sin nómina

La principal característica de estos préstamos, además de que se conceden sin tener ingresos por nómina, esla rapidez de su concesión, pues después de ser aprobado el minicrédito, puede estar disponible en cuenta en tan solo 15 minutos.

En los minicréditos se puede obtener hasta 1.000 euros cuando ya se es cliente de la entidad y hay un buen historial. Cuando se es cliente nuevo, la cantidad desciende hasta 300 euros como máximo. El coste oscila en 1,1% diario y el plazo de devolución es generalmente un mes.

Créditos rápidos sin nómina

De nuevo, prima la rapidez, pero en estos tipos de préstamos, se pueden solicitar cantidades más elevadas, hasta alcanzar los 6.000 euros. La devolución se pacta en plazos mensuales que van desde tres meses hasta cuatro años, todo depende de la entidad y de la cantidad del préstamo. Tienen un precio de más o menos un 6% mensual.

Préstamos personales sin nómina

Estos préstamos están determinados por las grandes cantidades que se otorgan, pues están dirigidos a proyectos mayores que pueden ir desde la compra de un coche hasta la reforma de tu casa o negocio. Como las cantidades son altas, los plazos de devolución son más largos, pueden ir desde 12 meses hasta los diez años.

¿Qué documentos son necesarios para poder pedir un préstamo sin nómina?

Los documentos que son comunes a todas las entidades financieras para poder otorgar un préstamo sin nómina son los siguientes:

  • DNI/NIE: la entidad bancaria podrá exigirte una copia de tu Documento de Identificación DNI, NIE o, en algunos casos, pasaporte vigente
  • Justificante demostrable de los ingresos: se debe entregar a la entidad financiera el documento que acredite tus ingresos actuales. Estos deben ser regulares y justificables
  • Extracto bancario con nuestros últimos movimientos en cuenta: esto le permitirá a la entidad poder comprobar tus ingresos y gastos regulares. También podrán observar los recibos de otras deudas como de otro préstamo vigente o tarjeta de crédito

¿Cuánto puede costar un préstamo sin nómina?

El coste de los préstamos sin nóminas depende de algunos factores:

  1. La cantidad solicitada y el plazo de devolución: a mayor cantidad y más plazo de devolución, más caro será el préstamo sin nómina. El plazo de devolución determina los intereses que debes pagar por cualquier producto financiero, por lo cual si escoges un préstamo con plazos de devolución largos, más altos serán los intereses que pagarás.
  2. El Tipo de Interés Nominal o TIN: es muy importante fijarse cuál es el TIN del préstamo sin nómina que estás considerando. Este interés suele ser más bajo que la TAE, por lo que las entidades financieras y bancarias tienden a priorizarlo, aunque en la realidad, no es el factor más importante.
  3. La Tasa Anual Equivalente o TAE: este interés es el más representativo e importante a la hora de considerar un préstamo sin nómina. La TAE se ha convertido en un indicador del coste de un préstamo porque incluye todos los costes, como por ejemplo el TIN, las comisiones, el plazo, el importe, etcétera.
  4. Las comisiones y los honorarios por gestión: estos costes suelen encontrarse en los préstamos sin nómina de cantidades importantes. Por lo general, rondan entre el 1% y el 3% del préstamo.

Para conseguir una buena oferta de un préstamo sin nómina, es necesario evaluar todas estas variables.