1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. ¿Existen los préstamos sin nómina ni aval para desempleados?

¿Existen los préstamos sin nómina ni aval para desempleados?

prestamo sin nomina

Los préstamos sin nómina ni aval para desempleados son un producto financiero hecho a la medida para aquellas personas que se encuentren en el paro y que estén cobrando una prestación por desempleo, ya que pueden aportar la documentación relativa a los últimos cobros obtenidos por esta vía para demostrar que son solventes y pueden afrontar la devolución del crédito rápido solicitado.

Existen una gran diversidad de créditos que se pueden solicitar sin la necesidad de contar con un ingreso a modo de nómina y sin un aval. Dependiendo de las características que busquemos, se puede acceder a uno u otro tipo de financiación. Aunque la mayoría de empresas de préstamos rápidos suelen solicitar la aportación de una o varias nóminas recientes, cada vez son más las empresas que permiten aportar otras fuentes de ingresos que no supongan tener que estar trabajando para una empresa o por cuenta ajena.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.3 (Número de puntuaciones: 15)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

No obstante, cabe recordar que este tipo de financiación a corto plazo está pensada para ocasiones puntuales, es decir, en las que se necesita liquidez de forma urgente y cuando se han agotado todas las alternativas para conseguirlo. Es necesario asegurarse de que podremos devolver el dinero solicitado en la fecha de vencimiento para evitar incurrir en gastos de demora que aumentarán aún más las altas comisiones que ya se pagan en este tipo de productos financieros. Por eso, aunque podamos solicitar créditos rápidos sin nómina, conviene no hacerlo si no tenemos claro que podemos devolverlos a tiempo.

Ingresos periódicos, justificables y suficientes

Cuando se habla de obtener un crédito sin nómina ni aval, no se trata de que podamos obtener un producto financiero sin contar con ningún tipo de ingresos, sino que en estos casos las entidades financieras aceptan diversos tipos de ingresos diferente a los de una nómina, siempre y cuando cumplan con ciertas características:

1. Que sean periódicos y en un tiempo adecuado

De esta manera, la entidad podrá tener la seguridad de que el cliente puede cancelar las cuotas de pago durante el plazo que se ha dado para el reembolso del crédito solicitado, sin que se registre ningún problema.

2. Justificables

Esto se refiere a que deben ser ingresos oficiales, que se puedan justificar con algún tipo de documento que respalde su legalidad. Este tipo de documentos pueden ser declaraciones de renta o documentos de pensión, entre otros.

3. Suficientes

Los ingresos que se reciben deben poder cubrir las cuotas de reembolso de cada mes sin inconvenientes y sin que se dificulte el pago de otras obligaciones.

Documentación exigida

La documentación que se nos requerirá dependerá en gran parte de la entidad financiera en la que solicitemos el préstamo, pero normalmente junto al justificante de ingresos, lo más común es que se nos solicite un Documento de Identidad (este tipo de documentación no puede faltar para cualquier de trámite, por mínimo que sea. Se nos puede solicitar copia de DNI, NIE o la copia del pasaporte que se encuentre vigente). Con este tipo de documento, básicamente se comprobará nuestra edad y nuestra residencia en España de forma permanente.

Además, las entidades crediticias también pueden solicitarnos los últimos movimientos bancarios (con ellos, podrán verificar los ingresos y los gastos que tenemos de forma mensual, así como algún tipo de deuda que podamos tener con la entidad, por ejemplo, los gastos de una tarjeta de crédito).

Préstamos de cantidades pequeñas

Si nos encontramos en una situación difícil y necesitamos algo de dinero para cubrir algún gasto inesperado, o estamos a final de mes y ya no tenemos dinero para afrontar más gastos, la opción de los microcréditos es una salida fácil y rápida. Podremos solicitar pequeñas cantidades de forma urgente, normalmente en menos de 24 horas, e incluso en menos de esto con algunas compañías.

De la mano de las empresas de créditos rápidos y minipréstamos que no requieren poseer una fuente de ingresos habitual, como una nómina, una pensión o la prestación por desempleo, podremos solicitar pequeñas cantidades de dinero, normalmente no superiores a 600 euros, sin tener que explicar a qué vamos a destinar el dinero y sin avales para garantizar el préstamo.

Aunque en cada compañía crediticia sólo podremos obtener un máximo de 600 euros, podremos solicitar créditos rápidos a varios prestamistas y obtener una suma total mayor. En estas compañías los requisitos son únicamente ser mayor de edad, residir en España y no figurar en las listas de impagos, como RAI o ASNEF. Si cumplimos estos requisitos, no tendremos problemas para que nos aprueben nuestra solicitud.

El plazo para devolver el dinero oscila entre 15 y 40 días. Cuanto menor sea el tiempo, menores serán los gastos asociados. Aunque no sea necesario tener nómina ni justificar ingresos habituales, hay que tener en cuenta que si no se devuelve el dinero en el tiempo acordado se nos añadirá de forma inmediata a los ficheros de morosos y los gastos se incrementarán de forma muy notable.