1. Crediteria.es
  2. >
  3. Cuando te aprueban el crédito personal, ¿te lo ingresan directamente?

Cuando te aprueban el crédito personal, ¿te lo ingresan directamente?

Un crédito personal es un producto financiero que está considerado como una de las mejores opciones para obtener dinero urgente. Entre las muchas ventajas que tiene, la principal es que proporciona muchas facilidades para solicitarlos vía Internet, ya que exigen poca documentación, son muy flexibles (en cuanto a los plazos de devolución), tienen disponibles variedad de importes, se pueden prorrogar y el dinero estará en tu cuenta en tiempo récord. ¿Se puede pedir más?

¿Qué es un crédito personal?

El crédito personal es un producto económico que proporciona una entidad financiera a un deudor, quién deberá devolverlo acompañado de unos intereses determinados y unos costes por gestión.

En los créditos personales, el deudor responde con todos sus bienes, presentes y futuros, sin necesidad de avales o garantías adicionales. Es decir, los elementos que intervienen en esta operación son:

– El deudor: o solicitante del crédito personal que debe ser, obligatoriamente, una persona física

– El acreedor: o entidad financiera que proporciona la cantidad de dinero concreta

¿Cuáles son las características de los créditos personales?

  1. El deudor responde con sus bienes presentes y futuros sin aportar aval o garantía alguna
  2. Al no haber garantías, hay más riesgo de impago, por ese motivo, la tasa de interés es elevada
  3. Los importes de los créditos personales no son elevados
  4. Dadas las anteriores características, la solvencia del solicitante es analizada minuciosamente, incluso se le puede exigir documentación como prueba de su solvencia económica
  5. La tramitación es mucho más rápida, ya que se hace vía Internet
  6. Estos créditos son otorgados para bienes de consumo y servicios. Hay un tipo de crédito personal para los bienes de consumo, denominado créditos al consumo

¿Cómo es el proceso de la solicitud de un crédito personal?

Es muy sencillo pedir un crédito personal. Solo debes ingresar en la página de la entidad financiera que hayas escogido y usar el simulador de créditos que tienen la mayoría de ellas. En el simulador, debes indicar la cantidad que deseas solicitar y el plazo en que deseas devolver el crédito personal.

Cuando hayas decidido la cantidad y el plazo de devolución, debes hacer clic en ‘solicitar’. A continuación, deberás rellenar un formulario con tus datos personales, laborales y bancarios que serán usados para analizar tu solvencia financiera.

Tras realizar el estudio de tu solicitud, la respuesta será casi inmediata, entre 10 a 15 minutos, de manera habitual. Si tu crédito personal es favorable, te será enviada la aceptación al correo electrónico que hayas proporcionado en tu solicitud. Deberás devolver digitalmente este documento firmado junto con la documentación que te hayan solicitado, si fuera el caso.

Antes de firmar el contrato de tu crédito personal, hay que tener en cuenta los plazos de devolución, el tipo de interés y analizar otras ofertas del mercado (esto es un punto importante). Los plazos de devolución son decisivos en el coste de un producto financiero, pues a mayor tiempo, los intereses son más altos y, por lo tanto, la entidad del crédito se llevará más capital.

También hay que tener en cuenta las comisiones por la contratación del crédito y por la cancelación. En estos casos, cada entidad financiera aplica sus propias normas, por eso es algo en lo que hay que fijarse antes de firmar un contrato.

Al ser aprobado el crédito personal, ¿cuánto tiempo tarda el dinero en estar disponible en tu cuenta?

Cuando el crédito personal ha sido aprobado, la entidad financiera realiza una transferencia a la cuenta que ha proporcionado el solicitante en unos 15 minutos. La transacción es notificada al deudor mediante un mensaje de texto y un correo electrónico.

Puede haber casos en los que esos minutos pueden convertirse en 24 o 48 horas. Por ejemplo:

  • Si la solicitud del crédito se hizo durante un fin de semana
  • Si la entidad financiera no trabaja con el banco donde está alojada la cuenta bancaria del solicitante

En conclusión, los créditos personales tienen muchas ventajas y los convierten en los instrumentos financieros por excelencia para cuando hay que resolver algún imprevisto o urgencia. En la solicitud no se exigen tantas garantías ni avales como en otros tipos de créditos, y esto permite una mayor accesibilidad para la concesión de estos créditos.

Sin embargo, siempre hay que tener en cuenta el tipo de interés, ya que, al existir un mayor riesgo, éste es más alto, lo que implica que el coste de la operación será mucho mayor en comparación con otros créditos que hay en el mercado.

El solicitante debe analizar todos estos factores y decidir si un crédito personal es su mejor opción o si es más conveniente valorar otras alternativas de financiación. Recuerda que investigar de forma online y comparar en Internet es lo más adecuado para escoger la opción que más se ajuste a tus necesidades personales.