1. Crediteria.es
  2. >
  3. >
  4. ¿Cómo hay que enviar la documentación si pedimos un crédito?

¿Cómo hay que enviar la documentación si pedimos un crédito?

enviar documentación

A la hora de solicitar un crédito debemos tener en cuenta que la entidad a la que acudimos evaluará el riesgo de la operación en base a una serie de factores relacionados con nuestro historial crediticio.

Para ello, la entidad nos va a solicitar toda la documentación necesaria para poder comprobar nuestro endeudamiento previo, nuestra solvencia, la capacidad de devolución del dinero prestado o las garantías que podemos aportar.

¿Por qué solicitar préstamos con Vivus?
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Olvídate de los problemas financieros con Qué bueno
Puntuación: 2.3 (Número de puntuaciones: 15)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 266 €
Coste del préstamo: 66 € TAE 3113%
Aplazamiento de la fecha de pago
Costes por demora
Información adicional

En este sentido, existen varías vías para solicitar un préstamo o crédito personal:

  • De forma presencial (la banca tradicional), es decir, acudir a las sucursales de las entidades financieras. El tiempo de estudio y concesión suele ser más largo que en los préstamos que se solicitan a través de empresas financieras online e implica varios viajes a la oficina. Con todo, las cantidades de dinero que se pueden solicitar y los plazos de amortización pueden ser mayores que cuando se contrata un préstamo online.
  • A través de Internet. Entre sus ventajas. destaca la relativa facilidad con la que se pueden contratar y conceder. En muchas ocasiones no se exige ningún tipo de vinculación con la entidad y las condiciones de financiación suelen ser mejores que en la banca tradicional. Hay entidades que no cobran comisiones como la del estudio o la de apertura. Por el contrario, generalmente las entidades online ofrecen importes más bajos y plazos de amortización más cortos. La documentación que se tiene que presentar es la misma que cuando se solicita de forma presencial, aunque también existen los créditos sin papeleos, y todo el proceso puede hacerse 100% online y sin traslados.
  • Por teléfono. Si hemos optado por pedir un crédito por teléfono, antes que nada debemos buscar varias compañías crediticias y comparar entre ellas (nuestro comparador de Crediteria ayuda a esto). Después, deberemos informarnos de: cuánto dinero podemos solicitar dependiendo de nuestra situación económica, en cuánto tiempo lo debemos devolver; cuándo va a llegar el dinero a nuestra cuenta; cómo vamos a devolver el crédito; la posibilidad de solicitar una prórroga; o el TAE que se aplica.

Debemos tener en cuenta que cuando acudimos a solicitar un crédito, la entidad que nos lo va a otorgar ha de asegurarse de nuestra capacidad para devolverlo, por lo que todo aquello que pueda acreditar nuestra capacidad de devolución será positivo para que, finalmente, podamos obtener el dinero solicitado.

Requerimientos para pedir un préstamo personal

Cada entidad demanda unos requerimientos específicos, dependiendo de las características del crédito y del cliente que lo solicita. No obstante, de forma general son tres los requisitos básicos que debe cumplir el solicitante de un préstamo:

  • Ser mayor de edad.
  • Demostrar que se puede devolver el dinero que ha pedido.
  • No aparecer en ningún listado de morosos (como RAI, ASNEF, etc).

A partir de ahí, y a través de la documentación que se presentará, la entidad financiera elaborará un estudio para analizar los riesgos del préstamo y determinar la viabilidad de quien lo solicita.

Es importante tener en cuenta que existen una serie de documentos que van a servir para determinar la viabilidad de la operación, por lo que para agilizar el proceso de estudio y aumentar las posibilidades de obtener la financiación debemos presentar esa documentación de la manera más completa posible.

Si el crédito lo solicita una persona física es imprescindible presentar los documentos de identificación del solicitante, como DNI o permiso de residencia (en el caso de que aún no sea cliente de la entidad); una copia de la declaración de la renta del año anterior, si no está obligado a presentarla, también puede sustituirla por el certificado de retenciones que entrega la empresa en la que trabajamos; además de una copia de nuestras últimas nóminas. Es posible, si estamos con un contrato temporal, que tengamos que entregar una copia del contrato para acreditar hasta cuándo estaremos contratados.

Otras garantías para afianzar el préstamo

Si se trata de un trabajador por cuenta propia que no dispone de nómina, éste deberá sustituir la nómina por las declaraciones trimestrales (IVA e IRPF). De cualquier forma, tendrá que presentar una declaración de bienes en la que haga constar aquellas propiedades a su nombre y que en caso de necesidad puedan servir de garantía para afianzar la operación.

En el caso de que la entidad de crédito solicite la firma de un avalista que respalde la operación, la documentación que éste deberá aportar será la misma que la entregada por el solicitante.

Además, la entidad puede pedir algún otro documento adicional que considere necesario en relación con el objeto para el que se solicita el crédito. Por ejemplo, si pedimos financiación para una reforma en la cocina de la casa es posible que debamos aportar un presupuesto de la obra a realizar.