1. Crediteria.es
  2. >
  3. Creditos personales

Créditos personales

Ahora puedes comparar los préstamos más económicos del mercado. Si tienes una necesidad urgente de dinero o simplemente necesitas financiación extra, el comparador de préstamos personales de Crediteria.es te ayudará a elegir el crédito que más se ajuste a tus necesidades. Podrás encontrar las ofertas más económicas en tan solo unos segundos. Lo importante es que elijas bien los créditos personales online que mejor se adapten a ti.

¿Quién no ha tenido alguna vez un pequeño apuro económico?

A veces suceden pequeños problemas que pueden poner en peligro la economía personal. Sucesos inesperados que pueden desestabilizar las finanzas de cualquiera en un determinado momento. Antes de sucumbir a la presión conviene analizar las perspectivas que se abren a un usuario cuando se trata de pedir financiación extra a través de un crédito personal.

Los préstamos personales permiten obtener una cantidad de dinero extra de manera sencilla y rápida. Sin demasiados papeleos ni colas en el banco de por medio. Una de las maneras que actualmente se está imponiendo sobre los distintos perfiles de usuarios por su facilidad y comodidad, es la solicitud de financiación de manera online, en definitiva, un crédito personal online.

¿Qué es un crédito personal?

Se trata de la petición de una cuantía económica de un cliente a un banco o a una compañía de capital privado a cambio de un compromiso que exigirá al cliente la devolución de una determinada cantidad de dinero junto con los intereses devengados mediante la forma pactada con la empresa de financiación.

En este tipo de créditos la cantidad exigida por los clientes suele ser como bien indica su nombre, un dinero para un uso personal. Permiten obtener un dinero extra para financiar gastos como un viaje, la reforma de una casa, el pago de un master o la compra o la reparación de un vehículo.

Devolución de un crédito personal

La forma de la devolución depende del prestamista elegido para tal fin, ya se trate de una entidad privada o un banco. En general, cuando se habla de préstamos personales una de las opciones más recurrentes por las distintas entidades de financiación es la devolución de dicho crédito a través de cuotas regulares.

Cuando se habla de créditos personales la entidad no suele contar con una garantía especial para el recobro de la cantidad prestada. En este tipo de préstamos se prescinde de la entrega de varios documentos que sí serían necesarios en otro tipo de créditos. Algunas de las garantías que pueden requerir este tipo de préstamos suele ser la exigencia al cliente de aportar algunos documentos que identifiquen sus bienes personales actuales y los posibles bienes que se adquieran en el futuro.

El tipo de interés medio al que se conceden los préstamos personales para el consumo se sitúa en el 8,67 % TAE en abril de 2017, de acuerdo con datos del Banco de España.

El crédito online: la revolución de los préstamos personales en Internet

La red de redes ha abierto nuevos caminos para las concesiones de créditos. Máxime cuando se habla de cantidades pequeñas ya que anteriormente los trámites volvían demasiado complejo el proceso crediticio, y no merecía la pena pasar por todo el proceso para una cantidad poco relevante.

Sin embargo Internet ha agilizado todos los procesos. Las entidades financieras no han sido inmunes a estos cambios y han concentrado muchas de sus capacidades en el nuevo negocio que supone Internet para ellos. De manera online los trámites se agilizan, la información es mucho más fácil de analizar y tanto el proceso de solicitud del crédito como su resolución es mucho más rápido.

El crecimiento de los particulares y las empresas que se han sumado a la concesión de créditos ha crecido en estos últimos años una vez han sido conscientes de las ventajas que las nuevas tecnologías han abierto a los usuarios que necesitan una cantidad extra de dinero para su uso personal.

Por ello la competencia ha crecido expandiendo así las posibilidades de financiación de los usuarios. Durante la última década han aparecido nuevas entidades que conceden préstamos personales cada una con sus propias condiciones, a la par que compiten entre ellas lo que concede al usuario una ventaja comparativa con respecto a años anteriores.

Es por ello que el concepto oferta se ha generalizado en este tipo de créditos, es necesario comparar a cada entidad financiera y el producto que ésta defiende, ya que día a día salen nuevos productos financieros con intereses más bajos aptos para competir en el mercado cada vez más saturado de Internet.

El comparador de créditos de Crediteria.es se trata de una herramienta sin coste muy atractiva para ti, ya que entre tanta oferta es posible encontrar un producto ajustado a tus necesidades pagando mucho menos. Por ello es fundamental comparar antes de lanzarse a por el primer crédito disponible.

Proveedores de créditos personales

En la marea de Internet las oportunidades más habituales de financiación que un usuario puede encontrarse son múltiples y variadas. Los bancos no tienen el monopolio crediticio, son muchas las empresas que promocionan sus productos financieros.

Prestamistas privados: son muy habituales en Internet. La mayoría de los préstamos ofrecido por los prestamistas privados son a través de las diferentes webs dispuestas para ello. Se trata de empresas de capital privado que no reciben la supervisión del Banco de España. Este tipo de financiación exige mucho menos papeleo y muchos menos trámites que si se tratara de un banco.

En definitiva, un prestamista privado agiliza los trámites y suaviza las condiciones del préstamo gracias además a la velocidad en la que realizan los procesos para la recepción de la cuantía requerida por cada usuario.

Inversores independientes:

un concepto que se ha popularizado mucho dentro del ámbito de la financiación online son los P2P. Las siglas Peer To Peer en inglés se refieren a las plataformas que se encargan de poner en contacto a pequeños inversores privados que quieren rentabilizar sus ahorros concediendo créditos de cantidades modestas a usuarios que necesiten una ayuda económica.

Son particulares dispuestos a obtener rentabilidad de su colchón económico mientras ayudan a los clientes que necesitan liquidez. En estos casos las condiciones de cada préstamo varían dependiendo del riesgo que suponga un cliente concreto para cada inversor. Representan una opción muy interesante si quieres ahorrar tiempo y formalizar tu crédito exclusivamente en Internet.

Servicios financieros de compañías privadas: no solo están en el amplio espectro de la financiación inversores pequeños como los vistos anteriormente. Las grandes empresas como los hipermercados con productos como créditos online de Carrefour, los concesionarios y las compañías de telecomunicaciones también se han sumado a esta modalidad de créditos online estableciéndose como opciones de financiación aunque generalmente solo para optar a sus propios productos. Estas empresas no suelen obtener beneficios por sus créditos pero facilitan al cliente la opción de hacerse con uno de los productos que ofrecen aunque no tenga en el momento la cantidad para el abono de determinado bien.

Tipos de préstamos personales online

Préstamo de día de pago: el préstamo de día de pago se conoce también como préstamo por poco tiempo.

Es un anticipo de dinero por el que es necesario pagar un importe determinado por parte del cliente con la necesidad de liquidez.

Es habitual en este tipo de préstamos que la cantidad a abonar al finalizar el préstamo esté ya establecida para cada cuantía. El tiempo en el que se debe devolver el dinero es muy corto, sin embargo las facilidades que este préstamo supone para los clientes son muchas.

Son muy populares también los mini préstamos, los créditos rápidos y los préstamos urgentes. Este tipo de financiación exige pocos trámites y poco papeleo. Permite al cliente tener la cuantía deseada en un plazo muy corto sin tener que dedicarle al trámite más tiempo del deseado.

A través de los mini créditos el cliente puede obtener hasta 1000 € en 10 minutos mientras que con los préstamos urgentes o créditos rápidos puede recibir hasta 30.000 € en un plazo de 24 horas a 48 horas.

Antes de solicitar cualquiera de estos créditos personales es necesario comparar los diferentes préstamos que ofrecen las entidades financieras para elegir el que está adaptado a las necesidades particulares. Dependiendo del crédito a solicitar, es posible prescindir de una nómina pensión o aval que deba respaldar.

Incluso con los créditos rápidos, los mini créditos y los préstamos urgentes es posible el acceso a la financiación aunque el cliente esté incluido en el fichero de morosos de ASNEF.

Documentación requerida para solicitar un crédito personal

Entre la documentación requerida habitual está:

  • Carnet de identidad.
  • Cuenta bancaria privada.
  • Datos de contacto.
  • Seguridad Social.

Algunas empresas pueden pedir documentos extras como:

  • Certificado de ingresos obtenidos que tendrá que aportarlo el usuario que solicita el crédito.
  • Extracto bancario que confirma los ingresos que percibe el usuario.
  • Recibos.
  • Nómina, pensión o aval.

Condiciones a cumplir para tener derecho a un crédito personal:

  • Tener más de 18 años de edad (en algunas empresas la mayoría de edad exigida es de 21 años).
  • No tener más de 80 años.
  • Tener una dirección permanente y ser ciudadano español.

No dudes en utilizar Crediteria.es para buscar la solución ideal a tus necesidades de financiación.